lunes, 7 de enero de 2013

Kaladrax, draco terrible de Reaper Miniatures

En el corazón de las montañas Diente de draco se encuentran las ruinas del cementerio del Rey de los Dragones. Muchos buscadores de fortuna han partido en busca de este antiguo santuario, pero pocos han sido los que han regresado para contar su vivencia. Quienes lo han logrado hablan de una desapacible llanura en el fondo de una depresión rocosa rodeada por barrancos, senderos angostos y picos cubiertos de nieve, siempre oculta tras un velo de bruma ácida y ceniza. Este es el territorio de una de las criaturas más viles en pisar la tierra... Kaladrax, el Draco Terrible.

Una de las últimas novedades de Reaper Miniatures es esta gigantesca figura de un dracolich, o dragón muerto viviente, que sin duda infundirá el pavor en los corazones de cualquier aventurero que se acerque a sus dominios. La miniatura se presenta en un útil maletín acolchado de transporte, por un precio de 69,99 US$ (unos 53 euros), aunque aquellos afortunados que financiaron su creación a través de la campaña de Kickstarter pudieron hacerse con ella ya en noviembre por la ridícula cantidad de 10 US$ (poco más de 7 euros) más envío. Aún así nunca es tarde para invertir en un dragón esquelético, así que ya sabéis en qué gastar los dineros que os hayan dejado los Reyes.




2 comentarios:

  1. Pues sí, aunque seguramente el envío a Europa sería bastante elevado y ya no saldría tan barato. Para alguien que viva en USA sí, fue un chollazo.

    ResponderEliminar