martes, 21 de febrero de 2012

Despiertan los basiliscos del Viejo Mundo

Las zonas agrestes más peligrosas del continente, desde las remotas montañas de la Espina sangrienta hasta los picos Grises, son el hogar de los solitarios basiliscos. Son una plaga tal para cualquier ser vivo, que la ponzoña que impregna sus cuerpos aniquila incluso la vegetación del suelo que pisan. Las escamas de vivos colores que blindan sus lomos son un claro indicador de esta naturaleza venenosa, aunque su arma más potente es conocida en todo el Viejo Mundo mediante historias de folklore y mito: su mirada letal capaz de reducir a su presa a un inerte cascarón marchito.

La novedad más sonada de Warhammer Forge, la filial de fantasía de Forgeworld, es una enorme figura de uno de estos seres. Esta representación de gran realismo de un basilisco estará a la venta a partir del 24 de febrero a un precio de 60 libras (algo más de 72 euros) y sus reglas experimentales, para su uso en una partida de Tormenta de Magia, se pueden consultar aquí.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada